Tiempos indigentes

Tiempos indigentes

Sobre la religión, la educación y la pregunta por el sentido



Precio : $ 454.00

El problema acerca de la función de la religión, de la educación y de las instituciones se plantea de forma urgente y dramática en la época de la modernidad que, trabajosamente y en una versión propia, se da en América latina.
La modernidad, un fenómeno complejo, puede recibir descripciones, comprensiones y explicaciones varias; aquí interesa una, especialmente. Es aquella que la caracteriza como un proceso histórico iniciado y signado por la pérdida de fundamentación religiosa y metafísica de las acciones individuales y colectivas y de las instituciones sociales y políticas. Así, entre otros aspectos, especialmente en la modernidad tardía, se introduce la falta de evidencias y de certezas en la praxis de los sujetos y en los ordenamientos institucionales; en los motivos y en las razones que los orientan. Estos, si se nutren de la religión, parecieran vaciados de contenidos con pretensiones cognitivas convincentes y de valores con fuerza vinculante.
Al constituir a la experiencia personal, históricamente situada, en lugar hermenéutico de reflexión, la religión de la que se habla es el cristianismo. Por otra parte, las ideologías que nacen en este tiempo histórico –el liberalismo y el marxismo en sus distintas variantes, ellos mismos sacudidos por crisis profundas– no han logrado rearmar la trama de sentidos sociales desarticulada por la retirada de la religión.
El recurso a una racionalidad sustentada en el puro interés individual, en un pragmatismo exitoso o en un naturalismo sin alma, tampoco alcanza a resolver la ausencia de un sentido capaz de legitimar la existencia. Los nuestros son tiempos indigentes, que reclaman la reflexión y la discusión honestas de quienes tenemos la posibilidad de llevarlas a cabo.

También le puede interesar

COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR
COMPRAR